facebook      youtube   rss

Exposición cárcel de Carabanchel de nuevo en el barrio

Durante este mes de noviembre volvemos a exponer las fotografías de la cárcel de Carabanchel, de la represión al olvido, en la Biblioteca Municipal Ángel González (calle Illescas esquina Granja Torrehermosa y Seseña) La exposición fotográfica “Cárcel de Carabanchel de la represión al olvido” pretende ser la aportación de la Asociación de Vecinos de Aluche a la memoria del que sin duda fue el edificio más emblemático de nuestro entorno. La exposición nace para llamar la atención sobre los planes especulativos que hacen peligrar nuestras reivindicaciones: la construcción de un hospital público, un espacio físico para la memoria y los equipamientos sociales que los vecinos de los distritos de Latina y Carabanchel demandan y necesitan. Desde el 2005 hasta su derribo son numerosas las visitas vecinales a la cárcel, un lugar tétrico e impresionante y de muy alto interés artístico, como si se tratase de un parque temático para fotógrafos. Tras numerosas quedadas y exposiciones virtuales en las redes sociales, compartiendo cientos de fotos de aquel recinto, nos ponemos en contacto tanto con fotógrafos muy reputados como con aficionados a la fotografía, y empezamos a organizar una exposición colectiva con más de veinte integrantes. Poco a poco se unen al proyecto expresos que ceden documentos, y miembros del Centro Superior de Investigaciones Científicas, que en aquellos momentos desarrollan varios proyectos en el recinto penitenciario. Fruto de dichas colaboraciones y numerosas visitas a tan sobrecogedor lugar es la muestra que presentamos, son más de 130 imágenes que recorren la historia de la cárcel, desde la represión al abandono. Además de las fotografías, la muestra se completa con documentación histórica y diversos materiales recuperados de la prisión para ilustrar el importante papel de la cárcel durante la represión franquista, con la intención de hacer un ejercicio de memoria histórica. El grueso de la exposición se centra en la última etapa del recinto carcelario (2006-2008). Entrar en sus muros y recorrer esos espacios era viajar a “otra dimensión” donde convivían grafiteros, chatarreros, fotógrafos, vecinos, científicos, eruditos, curiosos, ocupantes antiguos y modernos que a veces hacían de guías turísticos por un módico precio. Es de destacar que cuando se cerró la cárcel, dejaron en ella mobiliario, equipamiento, fichas de presos, cartas, enseres, etc. Con el paso del tiempo fue siendo desvalijada al amparo de las instituciones, especialmente durante el 2008. Antes de su total demolición no quedaba ni una reja en todo el recinto. La exposición fue inaugurada en la Sala Latinarte de Madrid en enero del 2008, con gran éxito de público y autoridades que incluso prometieron un hospital en esos terrenos del que nunca más se supo. Posteriormente ha recorrido más de veinte espacios de nuestra comunidad, son ya seis años de viaje continuo que han dejado marcas del paso del tiempo en las propias fotos. Sin ninguna duda se trata de la mejor y más completa exposición gráfica sobre los últimos años de la Prisión Provincial de Hombres (y mujeres) de Madrid. Queremos agradecer a todas las personas que han participado en esta exposición y dedicarla a la lucha ejemplar de los vecinos de Latina y Carabanchel que llevan más de veinte años tratando de evitar que se especule con los terrenos de la cárcel. Confiamos también en que esta exposición sirva para no olvidar una historia que no estamos dispuestos a ver repetir. Cárcel de Carabanchel La Prisión Provincial de Hombres de Madrid, conocida como cárcel de Carabanchel, fue construida por presos republicanos sometidos a trabajos forzados. Carabanchel fue durante décadas un símbolo de la represión franquista y un estigma para los habitantes de los barrios aledaños. Muchos condenados a muerte pasaron sus últimas horas entre los muros de una prisión que privó de su libertad a muchos de los que lucharon contra la dictadura. Marcelino Camacho, Simón Sánchez Montero, Víctor Díaz Cardiel, Mariano Gamo o Julián Ariza, son algunos ejemplos de las miles de personas represaliadas por su ideología, sus opiniones o su condición sexual. Muchas páginas negras de la transición y de los primeros años de la democracia también tuvieron como referencia la cárcel de Carabanchel; los motines de la COPEL, el hacinamiento de presos, la droga, el SIDA… Concebida como cárcel de hombres, llegó en sus últimos momentos a albergar también la presencia de mujeres. La cárcel fue también protagonista de canciones de personajes como Rosendo o rodajes de películas como 'El Pico'. En 1998 la prisión fue clausurada y durante diez años fue un lugar olvidado, en ruinas, abandonado y desmantelado por “chatarreros” bajo la mirada complaciente e interesada del gobierno, hasta su total demolición en octubre del 2008, en un ejemplo del desprecio de las administraciones por un espacio público que ha jugado un papel importante en nuestra historia reciente. Si en otros países se ha optado por reconvertir estos espacios de triste recuerdo en nuevos usos que les confiere una utilidad bien distinta (“Auschwitz y Robben Island” son PATRIMONIO de la Humanidad), Carabanchel ha sido condenada al olvido y a la demolición, a ser un ámbito vacío, el lugar de la memoria destruida. Con su desaparición física se perdió uno de los complejos de edificios más significantes de nuestra historia reciente y uno de los espacios arquitectónicos más impresionantes de la ciudad. El módulo central o cúpula tenía más de treinta y tres metros de diámetro cubiertos con una fina "cáscara de huevo" de unos dos palmos de espesor; posiblemente, no existiría en todo el mundo, otro caso tan destacado de casquete semiesférico de hormigón, de una sola pieza, en una escala tan desmesurada. Han pasado más de seis años y la Cárcel de Carabanchel sigue siendo un inmenso solar sobre el que se ciernen amenazas especulativas y el olvido intencionado que, las asociaciones memorialistas y vecinales estamos dispuestos a impedir. CIE DE ALUCHE: EL ÚNICO EDIFICIO QUE SIGUE EN PIE Todos los edificios históricos de la antigua cárcel de Carabanchel han sido reducidos a polvo, excepto el pabellón del antiguo Hospital Penitenciario, actualmente destinado a Centro de Internamiento de Extranjeros (C.I.E.), en el que se priva de libertad, de nuevo hoy, a inocentes que no han cometido delito alguno: los inmigrantes sin papeles. El CIE de Aluche fue inaugurado en el 2006, tras restaurar y adaptar el antiguo Hospital Penitenciario, pintándose el mismo de amarillo y tapándose las rejas con paneles de colores azules, en un alarde decorativo acorde con nuestros tiempos. El CIE de Aluche, acumula numerosas denuncias que ponen de relieve las condiciones infrahumanas en las que están allí recluidas las personas a las que se niega su propia condición. LO QUE PEDIMOS DESDE LAS ASOCIACIONES DE VECINOS Desde que en 1991 se hizo público el inminente cierre de la cárcel de Carabanchel (más de 20 años de lucha ininterrumpida), las entidades vecinales vienen trabajando con un objetivo muy claro; que los terrenos donde se asienta se dediquen en su integridad a la construcción de equipamientos sociales, rechazando la construcción de viviendas de renta libre para evitar que se especule con este suelo público situado en la frontera de los dos distritos más poblados de Madrid. Los 75 años de funcionamiento casi ininterrumpido de la cárcel (incluyendo los más de 9 que lleva activo el CIE) han supuesto un estigma para nuestros barrios que debe ser compensado, al menos, con un destino positivo de la zona. Por todo ello seguimos pidiendo: - Destinar TODA la superficie del solar a equipamientos sociales, incluso el prometido hospital. - Conseguir que, en el terreno que ocupaba la cárcel de Carabanchel, se cree o se instale un espacio museístico que, además de honrar la memoria de todos los que, injustamente, sufrieron y sufren represión allí, sirva de divulgación y reflexión sobre su historia. - Clausura inmediata del CIE de Carabanchel (enmascarado oficialmente con el nombre "de Aluche"). Defendemos la reconversión del CIE de la cárcel de Carabanchel en un Museo de la Memoria. - Limpieza y urbanización del entorno de la iglesia de Nuestra Señora la Antigua (la construcción original más antigua de la ciudad, hoy en total abandono) y de los restos de la antigua finca propiedad de la Emperatriz Eugenia de Montijo. - Completar el Parque Eugenia de Montijo, con el abandono definitivo del proyecto de vía rápida y la puesta en valor de los importantes restos arqueológicos hallados en el subsuelo.
Escrito por Avaluche

logosomos

logocajas

logocarcel

logoonda

logo15m

Style Sitting

Fonts

Layouts

Direction

Template Widths

px  %

px  %